NUEVA ERA PARA LOS JUECES BARISTAS FÓRUM CAFÉ

IMG_0785.jpg
IMG_0829.jpg

Este mes de diciembre concluye la ronda autonómica del Campeonato Nacional de Baristas Fórum Café, la treceava edición de una competición de marcado carácter divulgativo, a través de la cual se pretende no solo prestigiar la figura del Barista como autentico profesional de la hostelería especializado en la preparación y servicio del café, sino, también, fomentar el conocimiento del café en todo el país y el consumo de cafés de calidad. 

La profesionalización de estos campeonatos ha crecido a lo largo del tiempo y hoy en día el nivel de las participaciones y de los cafés servidos es muy alto, dando cuenta del importante avance que ha vivido nuestro país en este ámbito. 

Para dar respuesta a este importante salto cualitativo de la competición, Fórum Café ha dado un paso más en su programa de homologaciones de Jueces Baristas, que si bien siempre ha ido de la mano de la evolución de los campeonatos, ahora incrementa, todavía más, su grado de exigencia.

Imma Borrego y Marc Saña son dos de los Jueces Baristas Fórum Café más veteranos. En activo desde la primera edición de la competición, en el año 2006, han vivido su evolución y ahora, además, han contribuido, también, desde su responsabilidad en el Comité de Jueces Fórum Café, a dar forma a estas nuevas homologaciones.

Los Jueces tenemos la responsabilidad de que los Campeonatos sean realmente objetivos y las clasificaciones se ajusten a la verdadera valía de los Baristas. Depende de nosotros que el juicio sea ecuánime e imparcia y, para ello,debemos estar muy bien preparados, porque sin buenos jueces los criterios acaban siendo muy subjetivos e inciden en el resultado final”, explica Marc Saña y asiente Imma Borrego quien añade, “la constante búsqueda de mejora en la competición, hace que planteemos cambios continuamente desde el Comité, los cuales se han sido adaptados a lo largo de estos trece años, partiendo siempre de la concepción de esta evolución como un camino creciente y actualizable, siempre en búsqueda de la excelencia”.

El nuevo planteamiento de homologaciones acaba con las formaciones tipo recordatorio y exige conocimientos previos sobre café a todos los aspirantes, los cuales, deberán pasar diversas pruebas teóricas y prácticas para conseguir su licencia de Juez Barista Fórum Café. 

“Este cambio de planteamiento tiene como objetivo formar jueces más versátiles, que, independientemente de su especialización, conozcan el campo de actuación de cada categoría de juez, asegurando aún más si cabe, puntuaciones y valoraciones incuestionables”, apunta Saña,quien además está convencido que las nuevas homologaciones contribuirán a la solvencia de los Jueces. “Hoy en día, es difícil encontrar a dos Jueces sensoriales de Fórum Café que puntúen, por ejemplo, dos cafés con más de 1 punto de diferencia en cualquiera de sus aspectos, o dos Jueces técnicos que sean dispares en el criterio sobre el tampeo. Se han ido unificando muchos criterios y se aplican, pero aún así queremos ir más allá. El cambio de modelo de homologación es para seguir mejorando y porque es imprescindible que la imagen de los Jueces sea de profesionalidad e imparcialidad y es que, históricamente, ha estado latente el problema de que todo el mundo juzga nuestro trabajo, con lo cual no hay mejor manera de acallar estas críticas que demostrando que el juicio es del todo profesional”.

“Los contenidos de las nuevas homologaciones se han trabajado, debatido y valorado desde el Comité de Jueces, buscando mejorar todos los aspectos posibles de mano de la experiencia de trece años de competición. Se han revisado todos los criterios exigibles a un  Juez, y se han dispuesto toda una serie de requerimientos imprescindibles para poder optar a la licencia”,explica Imma Borrego.”Por ejemplo, para homologarse como  juez técnico/control los aspirantes deberán haber superado el curso de “Introducción al mundo del café” de Fórum Café; mientras que los jueces sensoriales deberán haber hecho lo propio en relación a este curso, además de los dos grados de Barista y los dos de técnicas de cata de nivel avanzado. Desaparecen las licencias vitalicias y los jueces deberán realizar un examen de renovación cada dos años. Además, las exigencias para actuar de juez líder, también se amplían, debiendo haber acumulado el aspirante en su historial professional como juez, un mínimo de participaciones concretes en cada una de las categorías dejuez Barista Fórum Café existentes”. 


Mundo Barista - Imma Borrego.jpg

Y es que al final, la puntuación de un Campeón supera normalmente los 500 puntos, que divididos en puntuaciones de máximo 5 puntos, da a entender la cantidad de parámetros que influyen para poder ganar una competición, he aquí la importancia de la figura del  Juez.

“En los Cursos de Homologación se imparte la materia y después se evalúa al aspirante. Los requerimientos que exigen las diferentes categorías son diferentes, aunque en todos los casos, el dominio del Reglamento, estar calibrado con el resto de jueces, ser honesto e intentar mejorar cada día con la experiencia, son aspectos básicos y que desde Fórum Café se exigen a todos los aspirantes”,apunta Marc Saña.

El universo Barista ha cambiado mucho en estos últimos años y esto, pues, obliga a los jueces a estar siempre al día e ir incluso, si cabe, un paso adelante de los propios participantes para garantizar su mejor valoración.

“A lo largo de nuestra competición, la concepción del café y de preparar café ha ido evolucionando y esto se ha trasladado a la competición. De hecho, estamos en un momento muy particular de cambio,y los Campeonatos lo notan. Substituimos en su día, el molino de palanca por el molino ON DEMAND; de la prensa standard hemos pasado a los niveladores/enrasadores/compactadores; la presentación de las bebidas especialidad se han convertido en ejercicios en los que se hacen verdaderas virguerías y como todas estas circunstancias podría enumerar muchas más, que han obligado a revisar la Normativa del Campeonato casi cada año.  De hecho, las últimas ediciones han sido especialmente pródigas en este tipo de novedades en el reglamento y ha sido rara la competición en la que no había algún participante que consultaba si podía utilizar éste u otro producto en su actuación, tanto por nuevos elementos a emplear, se refiere, como por técnicas y presentaciones distintas a las hasta entonces habituales en los campeonatos. Todo ello nos obliga a los jueces a ser más rigurosos y profesionales en nuestros juicios; estar 100% concentrados durante toda la actuación y a hacer nuestro trabajo con rigor y honestidad. Hay mucha gente, tiempo, inversión y prestigio en juego y detrás de cada Barista y debemos estar a la altura”, apunta Marc Saña quien como Imma Borrega, coinciden en destacar, también, la contribución del trabajo de los Jueces Baristas en la promoción del consumo de café de calidad. “Nuestro papel en este campo es el mismo de cualquier otro que participe en la cadena de valor del café, aunque en el caso del Juez Barista hemos de decir que esta participación siempre es activa, pues ayudamos al Barista a conocer sus errores y a enfatizar sus virtudes”, explican. 

Marc Saña añade además que “si toda la promoción del consumo de calidad surgiera de lo que pueden aportar los Jueces, sería formidable porque lo que más nos gusta son dos cosas, que los Baristas lo hagan muy bien y que sus cafés y bebidas de especialidad sean fantásticas, con cafés de la máxima calidad posible. Sobre este particular, debo decir, sin embargo, que lo que es muy obvio es que los cafés presentados a los Campeonatos siempre son de mejor calidad que los que se comercializan a diario, es curioso pero es así, te encuentras con participantes que están patrocinados por una firma y llevan un café espectacular que después no encuentras en la calle...”.

Con el fin de modificar definitivamente esta situación, ambosjueces igual que el resto de sus compañeros del Comité de Jueces y Jueces Fórum Café en activo están dispuestos a seguir trabajando desinteresadamente, convencidos que en estos trece años de competición ya hemos avanzado un buen trecho hacia la excelencia del café en España. 


Descargar artículo en PDF