TINA YERKES, CEO DEL COFFEE QUALITY INSTITUTE: “Cualquier origen tiene el potencial de producir café de calidad”

Screenshot 2019-09-11 at 12.23.23.png

Con más de 6700 profesionales del sector del café certificados como Q Graders Arábica y más de 800 como Q Graders Robusta, este Programa de Calidad se ha convertido en una herramienta primordial para miles de profesionales del café, compradores de verde, baristas y tostadores de todo el mundo y, cientos de empresas cafeteras de todo el planeta confían en él para asegurar a sus clientes, la calidad de su producto.

Tras este programa de certificaciones encontramos al Coffee Quality Institute (CQI), una entidad sin ánimo de lucro con base en Portland (Oregón/ EE.UU.) que tiene por misión mejorar la calidad del café y la vida de las personas que lo producen. El CQI fue fundado en 1996 con los fondos privados de varias empresas miembros de SCAA.

Juntas, querían promover un cambio en el mercado, convencidas de que la industria del café de especialidad de aquel momento estaba demasiado centrada en el comercio, pero no en la producción en origen o en cuestiones como el suministro, la productividad, la calidad o la investigación. Es así, que este grupo de la industria cafetera se propuso facilitar la atención sobre estos aspectos en beneficio del café y de la gente del café.

Desde entonces, la entidad ha ido creciendo y ampliando su radio de acción, liderando proyectos como las certificaciones Q Grader, pero también otros programas de gran impacto como la divulgación técnica en origen; la creación de una red global de expertos; la redacción de un protocolo de patrones de calidad para el café Robusta; la consolidación de conexiones entre productores, científicos e industria...

Al frente del CQI está Tina Yerkes, quien a principios de este año recogió el testigo de David Roche en la dirección de este Instituto.


¿CÓMO TRABAJA Y CÓMO SE FINANCIA EL CQI?

CQI trabaja en múltiples ámbitos y por ello dispone de diferentes vías para realizar su tarea. Nuestra financiación proviene de fuentes públicas, privadas y de los ingresos generados por nuestras actividades educativas. Hemos creado y desarrollado programas relacionados con todos los eslabones de la cadena de valor del café. Todos ellos están dirigidos, de forma expresa, a mejorar la calidad de este producto y a lograr un impacto positivo en las comunidades cafetaleras. A través de nuestro programa CoffeeCorps, por ejemplo, empleamos a voluntarios que colaboran en proyectos y trabajos de campo en todo el mundo. Además, tenemos socios en muchos países con los que unimos fuerzas para llevar a cabo proyectos de desarrollo en origen.

Contamos con planes financiados a través de USAID, USDA, de empresas del sector privado y, también, de tostadores, así como escuelas y universidades. También colaboramos con agencias, empresas y organizaciones de todos los rincones del planeta, impartiendo cursos de capacitación técnica y certificaciones, como hemos hecho con Fórum del Café.

¿CUÁL ES LA CONTRIBUCIÓN DE CQI AL MUNDO DEL CAFÉ?

Sin duda, una de las más importantes es la promoción de un lenguaje común entorno a la calidad del café. A través de nuestro programa Q Grader, hemos capacitado a miles de profesionales de muchos países y esto ha proporcionado una herramienta de referencia única a los productores para aumentar su competitividad. También ha ayudado a optimizar el entendimiento fundamentado en el valor del producto, entre compradores y vendedores.

¿CON QUE PARÁMETROS DE CALIDAD TRABAJA EL CQI?

En el caso del café Arábica, el CQI se ha adherido a la definición de los patrones internacionales para café especial que define la Asociación de Cafés Especiales. Para los Robusta, sin embargo, nuestra entidad ha trabajado durante 10 años con socios y expertos en África y Asia para definir los atributos del los Fine Robusta, que ya hemos publicado. Nuestro protocolo para estos cafés, ajusta las calidades, exige una valoración mínima de 80 puntos para las muestras y acepta un número máximo de defectos –5 para los Fine Robusta y no más de 12 para los Premium Robusta- , entre otros requerimientos. Históricamente, el café Robusta ha sido considerado inferior al café Arábica y no ha disfrutado de las mismas primas de precio ni de motivación para mejorar su calidad. Sin embargo, gran parte de la mala reputación de los Robusta es el resultado de defectos corregibles en el cultivo y el procesamiento y no de cualidades inherentes a la especie. Es por ello por lo que hemos creado un nuevo manual Green Grading para Fine Robusta, que ayuda a los usuarios a identificar las características de estos cafés y a entender cómo afectan la calidad de la taza. La diferenciación de robustas de alta calidad, como ha pasado con los Arábica de especialidad, puede incrementar el valor y el consumo de estos cafés, así como contribuir a generar mayores ganancias para los productores.

PARA EL CQI, ¿LA CALIDAD ES UNA CUESTIÓN DE OFERTA O DEMANDA?

El CQI se centra en cómo mejorar la calidad del café pues, es obvio, que cuando el café se puede diferencia en función de la calidad, el productor puede obtener un precio más alto y tener el control de su producto. La demanda de café de especialidad no es discutible. Cada vez hay más consumidores que quieren beber este café y hay muchos nuevos mercados que se desarrollan a medida que otros cambian y se adaptan a nuevas economías.

¿CÓMO EVOLUCIONARÁ LA CALIDAD EN EL MERCADO DEL CAFÉ EN LOS PRÓXIMOS AÑOS?

Todo apunta a que el segmento de cafés de mayor calidad crecerá. La Asociación de Cafés Especiales, la Asociación Nacional del Café y muchos grupos de café en los países productores están trabajando para educar a los consumidores y satisfacer las necesidades de la industria. El final de la producción de la cadena de suministro de café está evolucionando a medida que organizaciones como el CQI están facilitando un mejor conocimiento del producto y de los procesos a los productores. Es así, que la calidad seguirá siendo una cuestión básica en el mercado del café, ya que los productores, compradores de verde y tostadores continúan siendo innovadores y experimentan.

¿CÓMO AFECTARÁ EL CAMBIO CLIMÁTICO A LA CALIDAD DEL CAFÉ DEL FUTURO?

No está claro como y cuanto, pero seguro, según apunta diversas investigaciones, que lo hará de forma destacada a su distribución y rendimientos.

¿QUÉ PAÍSES SE ESTÁN CENTRANDO MÁS EN LA CALIDAD?

Nuestra entidad ha participado en proyectos de mejora de la calidad en todo el mundo: África Oriental, Asia, Sudeste de Asia y América Central y del Sur y, por nuestra experiencia, estamos convencidos que cualquier origen tiene el potencial de producir este tipo de café.

Sin embargo, muchos productores no tienen acceso a las herramien- tas necesarias para conseguirlo. No tienen el apoyo que necesitan para comprender la calidad de su café, mejorarla, acceder a los mercados que la recompensan y, en última instancia, tomar la decisiones comerciales más adecuadas. Aquí es donde entra en juego el CQI.

La calidad es una de las variables más importantes que influyen en el valor de un café y es esta razón por la que nuestro mayor objetivo es brindar conocimientos técnicos a todos los productores y procesadores para que puedan mejorar su café; para que puedan comprender y asumir buenas prácticas, y para que puedan, así, también, aumentar su competitividad y reducir su riesgo en el mercado.

¿QUÉ TIPO DE CERTIFICACIONES OFRECE ACTUALMENTE EL CQI?

CQI ofrece la certificaciones, Q Arábica, Q Robusta y Q Processing. Las tres están basadas en conocimientos y habilidades y se otorgan a los aspirantes al completar con éxito nuestra capacitación y pruebas.

En estos momentos tenemos 6.700 Q Graders Arábica repartidos por todos los países de todo el mundo, 62 de ellos en España. En su país, contamos, también, con 5 Q Graders Robusta de un total de 800 a nivel mundial. En España muchos de es- tos Q Graders han sido certificados en graduaciones organizadas con la colaboración de Fórum Café. Además, desde el CQI hemos lanzado el Programa de Procesamiento Q, que certifica las etapas de los trabajos relacionados con el procesamiento del café. Básicamente, este programa, dividido en dos niveles, trabaja para agregar valor a este producto a través de conocimiento y técnicas de procesamiento.

El primer nivel está diseñado para empoderar a la parte consumidora en los conocimientos básicos del procesamiento del café y ya tenemos 475 profesionales certificados, 13 españoles. El nivel 2, por su parte, está dirigido a personas con experiencia significativa en el procesa- miento de este producto a las que se les aporta nuevos enfoques en profundidad, relacionados con mejores prácticas científicamente de- mostradas. Actualmente ya hay 465 licenciados, 7 de ellos españoles.


Descargar artículo en PDF